Hola, soy una jóven de 20 años; todavía estoy estudiando y espero terminar mi bachillerato este año. Yo escucho sus programas radiales de ENCUENTRO, y cada vez que lo escucho me hace pensar en mi situación. 
 
Me considero una cristiana evangélica, bautizada en una iglesia de aquí en mi ciudad, pero deje de asistir hace dos años y medio aproximadamente.
 
Mi problema es que dejé a Dios y deseo volver a El.  Estoy en un grave pecado; me enamoré de uno de mis maestros. El es casado y tiene dos hijos. Así que yo me he convertido en su amante. Cuando estoy con él me siento bien porque dice que me ama, pero después mi conciencia no me deja en paz porque sé muy bien que es pecado ante Dios. Me siento muy mal con esta situación porque ya tiene un año y medio que ando con él. ¿Qué debo hacer porque siento que no puedo dejarlo? Señor Pinto, necesito que me ayude; ya que muchas veces me siento tan sucia, y a veces ha pasado por mi mente quitarme la vida por este pecado. Mi conciencia diariamente me acusa.
 
Quedaré en espera de su respuesta. Anticipadamente mil gracias.
 
Cansada de ser amante,
 
 
Respuesta:
 
Apreciada amiga,
 
Gracias por tu consulta. Agradezco a Dios que tu conciencia todavía está viva. También gracias por reportarnos el programa ENCUENTRO, y que bueno que te ha llevado a reflexionar.
 
En tu carta expresas que te has apartado de Dios y que deseas regresar. Bien, espero que no sigas posponiendo esa decisión; ya que solo pensarlo o desearlo no es suficiente. Cuando nos apartamos del Señor quedamos a expensas del enemigo y empezamos a hacer cosas que a larga nos dañarán solo a nosotros.
 
Dale gracias a Dios que tú conciencia te acusa y eso te permite buscar ayuda y abrir los ojos. Dices en tu nota: “Me siento muy mal con esta situación” Exactamente eso es lo que hace el pecado en nuestras vidas; nos priva de disfrutar la vida, aunque tenemos vida física estamos muertos espiritualmente. (Romanos 3:23)
 
Ahora te has convertido en una amante y ya te diste cuenta como sufre el alma/espíritu cuando ofendemos a Dios. Como cristiana recordarás que las Escrituras nos dicen que el adulterio es uno de esos pecados que más consecuencias negativas nos trae. No que el adulterio sea un pecado más grande, pero repito, las consecuencias son mayores, porque estás pecando contra tu propio cuerpo que es el templo del Espíritu de Dios. (Ver I Corintios 6:15-20)” 15 Ustedes saben que cada uno de ustedes forma parte de la iglesia, que es el cuerpo de Cristo. No está bien que una parte de ese cuerpo de la iglesia de Cristo se junte con una prostituta,16 pues al tener relaciones sexuales con ella, se hace uno con ella. Así lo dice la Biblia: "Los dos serán una sola persona".17 En cambio, quien se une con el Señor se hace un solo cuerpo espiritual con él.  18 No tengan relaciones sexuales prohibidas. Ese pecado le hace más daño al cuerpo que cualquier otro pecado.19 El cuerpo de ustedes es como un templo, y en ese templo vive el Espíritu Santo que Dios les ha dado. Ustedes no son sus propios dueños.20 Cuando Dios los salvó, en realidad los compró, y el precio que pagó por ustedes fue muy alto. Por eso deben dedicar su cuerpo a honrar y agradar a Dios.
 
La buena noticia es que hoy puedes reconciliarte con Dios y comenzar una vida nueva. Dios siempre está dispuesto a recibirnos y limpiarnos. (*) La Biblia y tu conciencia te dicen que Cristo constantemente está tocando a la puerta del corazón y quiere andar y tener comunión contigo. (**) No lo dejes para mañana HOY ES EL DIA DE TU LIBERACION. (***)
 
Gracias a Dios que tu consciencia no te deja tranquila. Es ese reloj interno que Dios te regaló y es el que te hace hoy acercarte a tu Padre Celestial.  Hablando de conciencia San Juan en su primera  carta en l capitulo 3:20, nos dice: “Porque si nuestro corazón nos reprendiere, mayor es Dios que nuestro corazón, y conoce todas las cosas.”
 
La decisión es tuya.  Dices que tienes la tentación de quitarte la vida por el pecado y las acusaciones de la consciencia. Eso no es de Dios; es una trampa del diablo. Huye de eso y acepta el perdón que Dios te regaló a través de su Hijo Cristo.
 
Aquí te dejo una simple oración que si la declaras con fe y creyendo en tu corazón, experimentarás un gozo sobrenatural.
 
¿Oramos?:
"Dios, Dador de la vida, gracias por enviar a Jesucristo a morir por mis pecados. Cuando en frío sepulcro venciste la muerte, también lo hiciste por mis pecados (Tu nombre_________). En base a ese sacrificio que Cristo hizo por mi, HOY ME RECONCILIO contigo, Dios.
 
Reconozco que he usado mal mi cuerpo y la sexualidad que me regalaste, por lo cual te pido perdón. Perdóname por haber interferido en un hogar que no es el mió y te pido fuerzas para decirle a este hombre que mi cuerpo es tuyo y no para el adulterio. Hoy renuncio a ser una amante.
 
Te pido paz y gozo para seguir mi vida, mis estudios y que pueda honrarte en todo lo que hago.
Amen.”
 
Que Dios te de una congregación donde puedas aprender y crecer en el Señor. 
Ernesto Pinto
 
  • (*)1 de Juan 1:9
  • (**)Apocalipsis 3:20
  • (***)Lucas 19: 9 -10
Btn Preguntale A Ernesto
Btn Preguntale A Ernesto

Descansar en el Senor. Descansar, es una palabra facil de accion dificil.  

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Audio Player
 
Subscribase Para Nuestro Podcast

                   



Busque su Emisora de Radio:


País :

Provincia/Estado: